May
12

AAYY LAS PROHIBICIONES

I

Pareciera que los humanos cuando se agencian del poder se propusieran imponernos uniformidad, quizás piensan que así es mas fácil domarnos o dominarnos.

II

Recordamos que en los años 80, Dora María al ser nombrada Ministro de Salud, con muchos conocimientos de Salud y una valiente opción diferenciada, no percibió que la variedad es la salsa de la vida y prohibió la importación de cosméticos porque, se nos dijo, la alimentación era mas importante que los maquillajes y lo es, pero….

III

En aquella ocasión supimos de mujeres que compraban a elevados precios cosméticos traídos de contrabando desde Panamá porque preferían quitar parte de la leche a sus hijos que salir a la calle despintadas. Y no eran solamente las “burguesitas”. Algunas calculaban que luciendo mejor, podrían agenciarse mas fácilmente de un compañero que les ayudasen con la leche de sus hijos.

IV

El Santo Padre en su reciente visita a Cuba nos pidió que acatáramos las enseñanzas de la Iglesia, lo que nos obliga a recordable al máximo Pastor de nuestra Conferencia Episcopal, que hasta hace pocos años la Iglesia nos prohibía viajar durante la Semana Santa.

¿Bañarse en el mar los Jueves y Viernes Santos? Ni pensarlo. Lastimaríamos a Cristo enterrado y mereceríamos el infierno. No obstante el exabrupto de Juan Pablo Segundo que sugirió que no existía el infierno sino dentro de nosotros mismos.

V

Menuda contradicción. Mientras Cristo según clérigos católicos esta en los cielos sentado a la diestra de Dios Padre y bajo el Espíritu Santo, no podíamos circular ni en automóvil ni a caballo ni correr, ni cocinar, porque lastimaríamos a Jesús, quien ademas de reinar arriba, los Jueves y Viernes Santos estaba simbólicamente enterrado en Jerusalen y hasta allá llegaba nuestro golpeteo. Vaya tiempos y contradicciones.

VI

Los masones, desde la antigüedad, se rebelaron contra las prohibiciones y a favor de la libertad de pensamiento, pero no tardaron en proscribir la militancia de las mujeres.

El gobierno de los Estados Unidos promulgo la “ley seca”, una minoría prohíbe el aborto incluso el terapéutico y una mayoría consume ilegales estupefacientes.

VII

Si no sospecháramos que detrás de toda prohibición hay negocios legales y no legales que benefician a determinados sectores, creeríamos que los mandamases religiosos y políticos piensan que la población es ignorante, no sabe lo que le conviene o lo que le gusta, pero principalmente olvidan que los gustos son diferentes. Y prohíben lo que no es del gusto supremo.

VIII

¿Volveremos a apedrear prostitutas, lesbianas o gays?. Pareciera que oscilamos entre los poderosos que quieren uniformarnos sin reconocer que por un lado los gustos diferenciados son normales en la vida y que por otro lado la población demanda espacios de libertad para ser diferentes.

IX

Admiramos los logros de la revolución Cubana en Salud, Educación y Deportes pero objetamos que siendo el socialismo una fase superior del capitalismo se le haya dado la espalda a las enseñanzas de Frederick Taylor sobre los incentivos. La revolución Cubana ha coartado insistentemente las iniciativas de los campesinos para producir y distribuir alimentos.

Cincuenta años de revolución y sin incentivos para las iniciativas privadas de los campesinos, Cuba resulta aplazada en su lucha contra el hambre.

X

En la década de los 80 nosotros no nos quedamos atrás: legislamos el Sistema Nacional de O Y T (SNOTS) y tanto Cuba como Nicaragua propiciaron la salida de invaluables recursos humanos. Secretarias, técnicos y profesionales emigraron en busca de reconocimiento y mejores salarios inconformes con ganar lo mismo que los menos capaces.

¿Podría la revolución retener en el país a funcionarios honestos o jugadores de béisbol con rango de big leaguers por $60 mensuales?

XI

Un picher es un picher y un boxeador es un boxeador y ¿Denis Martines, Vicente Padilla y Alexis?. Tercamente se insistió en la tesis que todos debíamos ganar lo mismo, en abierta contradicción a lo que escribió Lenin a favor de seguir las enseñanzas del Norteamericano Taylor. Pero es duro leer, duro pensar y fácil actuar sin razonar.

Es prohibido conducir en Managua, en otro A CUATRO MANOS les contaremos como llegamos a esta conclusión.

Managua, inicio de en un caluroso Mayo 2012

Neville Cross y María Elsa Vogl

Miembros del Centro Nicaragüense de Escritores