Abr
30

DE CLICHÉS Y ESTEROTIPOS

Files under A Cuatro Manos | Posted by taygon

I

Un amigo nuestro nica y gringo nacionalizado, prestaba su servicio militar a Estados Unidos acantonado en una base militar en Alemania de las tantas que Washington tenía y tiene dispersadas por  todo el mundo.

Washington creía tener sus razones para instalar bases militares donde se lo permitieran, pero eso no le daba derecho a la Unión Soviética a tener una base en Cuba. Y es que según U S A toda América somos propiedad de los Norteamericanos.

II

Años antes de la crisis de los misiles en Cuba, se presentó un condecorado Coronel, realmente un “coronelón”  llegado expresamente de Washington a la base en Alemania donde estaba acantonado nuestro amigo. El Coronel buscaba voluntarios latinos que quisieran liberar al pobre pueblo cubano de las “garras del diabólico comunismo.”

III

Los latinos de esa base se mostraron entusiasmados y preguntaron por sus beneficios, quizás algunos no se daban cuenta que la oferta del coronelón los transformaría de soldados en mercenarios. En crudas palabras la oferta era si querían dejar las filas del ejército norteamericano y convertirse en “soldados de fortuna” a favor de los ricos capitalistas norteamericanos.

IV

Nuestro amigo preguntó si iban a formar parte de una invasión norteamericana bajo las banderas de las barras y estrellas a lo que el coronelón le respondió que no. Que estaban reclutando latinos para que simulando ser cubanos invadieran la Isla y explicaba que al solo tocar tierra firme, todos los cubanos de la isla se iban a levantar en  armas espontáneamente dándoles la bienvenida a sus democráticos  y valerosos compatriotas,  asegurando así el  triunfo a estas fuerzas de intervención, que serían vistas como fuerzas de liberación.

V

Nuestro amigo objetó el cliché norteamericano de “Latinos”. Y expresó, -yo ni siquiera puedo pasar  por Tico o por Catracho en mis países vecinos, nadie en Cuba nos va a aceptar como cubanos, cualquiera de nosotros que caiga prisionero va directo al paredón-. Además calificó al coronelón de ignorante.

Fue a dar con sus huesos a un calabozo, solo para posteriormente ser absuelto por una corte militar en la que dichosamente había un juez de origen dominicano. La corte militar absolvió a nuestro amigo convencidos de que ningún latinoamericano de otro país pasaría por cubano. La invasión de Bahía de Cochinos, para Washington, terminó en otro triste  capitulo de su historia.

VI

Pero en los Estados Unidos de hoy, escuchamos decir con una seguridad pasmosa que los meso americanos pertenecen a un estereotipo uniforme: Los latinos son católicos, solidarios con los norteamericanos, políticamente aliados con el partido de los demócratas y esmerados en que sus descendientes hablen español.

VII

¿Son latinos los Puertorriqueños? Los abogados de Puerto Rico en algunos estados de la Unión, mantienen una férrea oposición a que los abogados “hispanos” sean incorporados a las barras de abogados. No quieren competencia de abogados bilingües. Las estadísticas muestran que los inmigrantes provenientes del sur, mayoritariamente católicos, algunos años después optan por distintas variantes del protestantismo. En Arizona la ley contra los inmigrantes cuenta con un serio respaldo de “latinos” nacionalizados, business son business y en estos dorados tiempos de crisis económica, todo aquel que les haga competencia es enemigo venga de donde venga.

Como también existen neo-ciudadanos estadounidenses provenientes de distintos países de centro y sur América que hacen esfuerzos porque sus paisanos de otrora no consigan hoy ni residencia ni ciudadanía estadounidense como ellos la obtuvieron antes. ¿Son “latinos” los de segunda generación que ya no hablan español? Y ¿Son “latinos” los nativos en las selvas y en el interior de nuestra meso-américa los millones de seres que no hablan español sino sus lenguas prehispánicas ?

VIII

Encontramos colonias de cubanos solidarios con cubanos. Nicas solidarios con Nicas y así por el estilo. Latinos empresarios afines a empresarios norteamericanos y solidaridad entre grupos desposeídos, independientemente de sus orígenes. Igualmente encontramos grupos de inmigrantes nacidos en el mismo país que no se soportan entre si, por ser de opciones políticas distintas en su país de origen. La invasión a Bahía de Cochinos partió de la Nicaragua Somocista mientras el piloto Ulloa, nicaragüense, entregó su vida defendiendo la Cuba socialista.

IX

El crisol de las nacionalidades que conforman esa gran nación norteña va unificando esa nacionalidad al punto de que por una parte un afroamericano llegó a la presidencia pero por otra parte hay china-towns en muchas de las grandes ciudades que anuncian McDonald y Burger Kings en escritura oriental y se rehúsan a ser absorbidos por el crisol de ese gran país. Y hay representantes de casi todas las razas en los distintos niveles del gobierno estadounidense.

X

¿Nos caen mal los ticos? Los hay buenos, regulares y peores. ¿Les caemos mal los nicas a los ticos?  Hay nicas en posiciones relevantes con ascendientes ticos y ticos relevantes con el ombligo de sus antepasados enterrados en Nicaragua.

Tenemos familias en Nicaragua con ascendientes de diversas nacionalidades. Hay persas, árabes,palestinos, judíos y turcos a quienes denominamos con un solo adjetivo: “turcos” aunque algunos se quieren matar entre ellos  allá en sus tierras de procedencia. Y los que somos medio chelitos y con apellidos no españoles nos denominan “gringos”, englobando a descendientes de naciones con larga animadversión.

XI

Los clichés y estereotipos más que ayudarnos a conocer y unir a la gente, normalmente nos inducen al error, a la separación y a tomar posiciones prejuciadas.

Ojalá algún día reconozcamos que todos somos habitantes de un mismo sufrido planeta, con sus tragedias ocasionadas por la religión, la política o desastres naturales.

Somos optimistas por los precedentes que ante las desgracias ocasionadas por la naturaleza nos unimos para  ayudar saltando chiches y prejuicios.

Managua, finalizando Abril después de la Semana Santa de 2011

Neville Cross y María Elsa Vogl

Miembros del Centro Nicaragüense de Escritores

Post a Comment